Esther Díaz

ESTHER DÍAZ

Doctora en filosofía

Principal

Libros

Trayectoria académica

Capítulos de libros

Publicaciones

Medios masivos


Ideas contra el maltrato
Esther Díaz


“Con este sol, con esta luz, con esta águila y con esta serpiente vendré otra vez. No a una vida nueva, ni a una vida diferente, ni a una vida mejor, sino a la misma e idéntica vida para enunciar -nuevamente- el eterno retorno de todas las cosas”, dice Nietzsche al expresar el más intenso de sus pensamientos. Ese momento crucial para la filosofía occidental es acompañado por la animalidad, su sagacidad y su fortaleza. Descartes, en cambio, en sus más agudos pensamiento racionalistas se cuida muy bien de tales compañías. Cree que los animales son autómatas sin sensibilidad. Por su parte Kant se refiere al derecho de los animales a no ser victimizados, no por respeto a ellos sino porque el maltrato a otros seres es indigno de un humano. La réplica de Adorno es que en un sistema idealista como el kantiano los animales correrían la misma suerte que los judíos en un sistema fascista.

Sobrevolemos rápidamente algunas otras apariciones de animales en la filosofía. En Platón el alma es conducida por caballos alados. Aristóteles y Hobbes establecen analogías entre sociedad humana y hormigas. Montaigne, Locke y Shopenhauer por diferentes razones rechazan el maltrato a los animales. Spinoza conceptualiza las proporciones de fuerzas observando agónicas luchas entre arañas. Hegel fabrica metáforas con lechuzas filosóficas y perros muertos. Heidegger ve al animal como la otredad irreconciliable con lo humano. Por el contrario Nietzsche arroja sobre el tapete del pensar la relación inescindible entre animal y humano.

Devenir animal, en Deleuze, es realizar el proceso inverso al señalado por Hegel, para quien lo natural debe superarse en aras del espíritu. Pero no se deviene animal imitándolo. Gregorio Samsa se transforma en cucaracha, pero recién cuando se despoja de lo cultural y se apropia del código animal deviene cucaracha. Ahab transgrede el mandato ballenero de seguir a las grandes manadas. Se fascina con la solitaria Moby Dick y entre las saladas brumas de su pasión deviene ballena.

Peter Singer en Animal Liberation (1975) asevera que maltratar a seres diferentes porque tienen pelaje o alas es tan injusto como discriminar personas por su color de piel o por ser mujer. El libro de Singer es una referencia ineludible de los derechos de los animales. Fue precedido por Animal, Men and Morals (1971) de S. y R. Godlovitch, y J. Harris, y proseguido por The Moral Status of Animal (1977) de Stephen Clark. A partir de ellos proliferan los discursos vindicativos del animal.

Donna Haraway en The Companion Species Manifest (2003) considera que no existimos aislados. Nos constituimos mediante relaciones con mascotas, gallinas, abejas, vegetales y hasta bacterias intestinales sin las cuales no sería posible vivir. El genoma humano está signado por material molecular de perros, cerdos, aves de corral y virus. En la convivencia entre especies se producen metamorfosis carnales, intercambios orgánicos y de cuerpo sin órganos, complicidades, sexo y amor.


Principal

Libros

Trayectoria académica

Capítulos de libros

Publicaciones

Medios masivos